Descubre la cultura sami en tu viaje a Noruega

Un viaje a Noruega es un viaje a la naturaleza más salvaje. Un recorrido por paisajes de cuento, escenarios naturales que muestran zonas abruptas como los fiordos y zonas de una planicie casi infinita, como el Ártico.

sami en Noruega

Poblado sami en Kautokeino

Pero Noruega es más que un gran lugar donde realizar actividades y descubrir grandes maravillas naturales. En el norte de este país vive un pueblo indígena que ha luchado por ver reconocidos sus derechos, su cultura y su lengua: el pueblo sami. Un viaje a Noruega Ártica te acercará a conocer, a través de curiosas actividades, a este pueblo tan duro, de carácter amable y ropa tan colorista.

Pero antes de adentrarnos en las actividades para descubrir la cultura sami en Noruega, haré un resumen de su historia, lengua y religión. Una manera de ponernos en antecedentes de lo que vamos a descubrir en esta visita imprescindible al viajar a Noruega.

Historia de los sami

Sami en Noruega

Familia sami

Los restos arqueológicos hallados en las costas árticas escandinavas de un pueblo que vivía de la pesca y la caza de renos hacen suponer que los sami tienen una historia de más de 4.000 años.

El pueblo sami ha mantenido desde siempre una fuerte relación con la naturaleza, tanto en su cultura como en sus actividades económicas, su alimentación y salud, como es el caso de la recolección de plantas medicinales.

Sin embargo, la forma de vida de los sami empezó su cambio a partir del siglo XIII debido a la cristianización, transformando sus prácticas religiosas, económicas y sociales. En el siglo XVI, debido a la disminución de los recursos naturales, comenzaron  con el pastoreo de renos, fuente fundamental de alimentación, economía y sustento.

los sami en Noruega

Rebaño de renos en Noruega

Durante muchos años se prohibió el uso y enseñanza de la lengua y cultura sami dentro de una política de asimilación para que perdieran sus valores culturales en pro de la mayoritaria de los estados donde vivían. También se fomentó que abandonaran el pastoreo nómada por el sedentario, siendo, de esta manera, sus tierras cada vez más pequeñas.

La discriminación hacia los sami duró más de 150 años, lo que llevó a ser tratados como una cultura atrasada y una amenaza para la modernidad.

A día de hoy, el territorio de los sami se extiende por cuatro países: Noruega, Suecia, Finlandia y Rusia. Se establecieron allí antes de que existieran fronteras y está reconocido como pueblo originario ante los tratados internacionales. Fue Noruega precisamente el primer país que reconoció legalmente, en 1990, el pueblo sami y estableció sus derechos.

Aunque no existe un censo oficial, se calcula que en Noruega viven sobre 60.000 samis, 20.000 en Suecia, 10.000 en Finlandia y 2.000 en Rusia. Esta población, aunque unida, tienen diferente idioma y costumbres, marcada por su ubicación geográfica. Tan solo en Noruega se considera que existen tres grupos principales de samis: el pueblo del sur, el pueblo lule y el pueblo del norte.

A partir de los años setenta hubo un cambio radical y el pueblo sami de Noruega empezó a reivindicar autonomía y autogesión, así como la recuperación de identidad cultural colectiva. En este momento se empezó a hablar de los derechos indígenas.

Visita sami en Noruega

Interior del Parlamento sami en Kautokeino, Noruega

Esta lucha consiguió que en 1989 se fundase el Parlamento Sami Noruego el cual gestiona todas las áreas de trabajo que tienen que ver con los samis y es el encargado de presentar a las autoridades oficiales noruegas y a instituciones privadas todas las cuestiones que tienen que ver con las áreas económicas, culturales y sociales del pueblo sami.

Sami en Noruega

Exterior del Parlamento sami en Karasjok, Noruega

Desde luego que este fue un gran avance y logro para el pueblo sami. Una lucha durante muchos años para ser reconocidos y poder preservar su cultura, sus tradiciones y su lengua.

La bandera sami

Bandera sami Noruega

Bandera sami

Hace apenas 30 años que se creó la bandera sami. Fue el resultado de un concurso en el que la ganadora, la artista noruega Astrid Båhl, se inspiró en el tambor usado por los chamanes en sus ceremonias.

Su significado: el semicírculo rojo representa el sol, el semicírculo azul representa la luna. El círculo en su conjunto representa la espiritualidad (tambor chamán). Las franjas verticales de color verde y amarillo representan respectivamente la naturaleza y el sol. La ancha franja azul de la derecha representa el agua como elixir de vida. Por su parte la franja roja de la izquierda representa el fuego, el calor y el amor.

Las lenguas sami

Aunque se hubiesen considerado como dialectos, son varias las lenguas sami divididas en dos grupos, occidental y oriental. Divididas en seis lenguas, existen más de diez dialectos usando en la escrita el alfabeto latino a excepción de la kildin que usa una variante del cirílico.

Como dato curioso, por su estrecha relación con la naturaleza y su ubicación geográfica, las lenguas sami contienen más de cien palabras para referirse a la nieve.

La religión de los sami

La religión tradicional de los sami, anterior a la cristianización en el siglo XIII, es animista y politeista. Sus dioses y símbolos religiosos están estrechamente ligados a la naturaleza.

Hoy en día la gran mayoría de los sami de Noruega son luteranos aunque siguen venerando a dioses naturales.

Actividades para conocer la cultura sami en Noruega

A pesar de su duro pasado, el pueblo sami se muestran orgullosos de poder mostrarnos su cultura y es por ello que se han ido creando pequeñas empresas familiares que te acercan a su realidad. Creo que es una oportunidad maravillosa si viajas a Noruega acercarte a algunos de los pueblos donde puedes tener una experiencia de primera mano. La mejor época para viajar a la zona Ártica es en invierno. Aunque parezca que vaya a hacer mucho frío, si vas bien equipado, será la mejor manera de vivir y conocer la auténtica Laponia, su belleza y también la dureza de la vida de este increíble pueblo.

Por otro lado, esto es una forma muy buena de apoyar el turismo sostenible y ayudar a mantener una economía local que pone en valor un pasado y presente de un pueblo que tiene mucho que aportarnos.

Trineos tirados para renos, una actividad sami que te acerca a su realidad.

Existen muchas agencias donde poder realizar actividades que te acerquen a la vida y cultura sami. Están situadas en diferentes zonas del norte de Noruega y hay un amplio abanico de experiencias a vivir. Desde la pesca en hielo, a un paseo en raquetas de nieve mientras descubres las propiedades medicinales de los arbustos y árboles a conducir un trineo tirado por renos. Esto último es una actividad en la que usan renos que son cuidados y que tienen domesticados para este uso, siendo la única forma durante muchos años para trasladarse.

Sami en Noruega

Dentro de un tipi sami escuchando historias de su pueblo en Kautokeino

En mi viaje a Noruega Ártica fui a Kautokeino para conocer al pueblo sami con la agencia Sokki Adventure donde, después de comer un plato típico sami (en mi caso un plato especial vegetariano) nos contaron historias y costumbres de su pueblo. Incluso nos cantaron canciones típicas mientras estábamos dentro de un tipi y el fuego nos calentaba y daba un ambiente único al momento.

Pesca en hielo, una actividad que requiere paciencia, pero que, desde luego te ayudará a relajarte y disfrutar de un entorno único.

En Karasjok puedes realizar muchas actividades deportivas como esquí, raquetas de nieve, trineo con perros, bicicleta y, como no, ir en busca de las maravillosas auroras boreales. Nosotros lo hicimos con la empresa Turgleder con quienes aprendimos muchísimo de la importancia de la naturaleza y el entorno para el pueblo sami.

viaje a Noruega

Paseo con raquetas de nieve en Karasjok, Noruega Ártica.

Dónde dormir en Kautokeino y Karasjok

Usando como base el pequeño pueblo de Kautokeino, podrás realizar varias actividades relacionadas con los sami en Noruega Ártica y disfrutar de increíbles auroras boreales. Uno de los hoteles más bonitos de toda la zona es el Thon Hotel Kautokeino, hecho de madera con habitaciones cálidas, vistas preciosas, sauna y jacuzzi al aire libre.

En Karasjok dormimos en el hotel Scandic Karasjok con una bonita sauna donde poder relajarte. Desde este hotel puedes ir a hacer una visita al Parlamento Sami, situado a pocos metros del hotel. Y si vas en época de auroras, un paseo por la noche completará tu experiencia en Noruega como un sueño hecho realidad.

pueblo sami noruega

Habitación del hotel Scandic Karasjok

Puedes obtener más información más información sobre Noruega y las actividades para conocer la cultura sami en la página oficial de Turismo de Noruega.

Marcar como favorito enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Demuestra que eres humano ;) -

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.