Excursión a la Isla de los Pájaros en el Delta del Saloum, Senegal

Delta del Saloum, Senegal

El Delta del Saloum o Delta de Sine-Saloum es un delta formado por el río Saloum y el río Sine y que desemboca hasta el Océano Atlántico, en Senegal. Una gran parte de este delta (76.000 hectáreas) ha sido declarado como Parque Nacional del Delta del Saloum en el 1976 así como Patrimonio de la Humanidad de la Unesco en el 2011. También fue reconocida como Reserva de la Biosfera en 1980 y clasificada como un sitio Ramsar en 1984.

Con tales nominaciones, ya os podéis imaginar la grandiosidad de este delta con sus más de 200 islas, manglares, costa atlántica y bosque seco donde anidan pelícanos, garzas, flamencos, jabirúes, morabitos, cormoranes, águilas, golondrinas, gaviotas,…

Delta del Saloum, Senegal

Parque Nacional del Delta del Saloum es el segundo más grande de Senegal de los seis que protegen y es el primer lugar del mundo en reproducción de golondrinas de mar. En su zona boscosa se pueden encontrar mamíferos como los facocheros, hienas, colobo rojo o el mono húsar. También hay tortugas marinas manatíes y delfines, pero estos son mucho más difíciles de ver. Sorprende ver moluscos en los manglares que mujeres del lugar recolectan manualmente.

Delta del Saloum, Senegal

Este delta ha sido habitado desde hace siglos ya que, como veis, es una zona muy rica en flora y fauna. Es por ello que, aparte del valor paisajístico, también goza de una historia cultural muy grande y hace que sea una visita muy variada y casi que indispensable si viajas a Senegal.

La mejor época para visitar el Parque Nacional del Delta de Saloum es octubre, noviembre y diciembre y siempre es mejor ir al atardecer, momento en que las aves regresan a sus lugares de descanso. Se suele acceder desde Ndangane, pueblo turístico desde donde parten sus visitas, tanto hacia las islas del delta como a los pueblos de pescadores como Foundiougne, Missirah, la isla de Dionevar y el pueblo de Toubakouta, conocido por la lucha senegalesa.

Delta del Saloum, Senegal

Ndangane, en el Delta del Saloum, Senegal

El coste de la barca para hacer un recorrido de una hora es de 20.000 FCA y suele llevarte hasta la Isla de los Pájaros, que es a donde fui yo desde el pueblo de Ndangane. Allí no es complicado encontrar una barca libre, así como un guía que te ayude a ponerle nombre a las diferentes especies de aves que te encuentras por en la ruta acuática.

Delta del Saloum, Senegal

La verdad es que es un remanso de paz. Nada más salir te da la bienvenida un curioso baobab blanco… El misterio se resuelve muy pronto, su color blanco viene dado por las “deposiciones” de las aves… aún así, resulta bonito!

Delta del Saloum, Senegal

Durante el recorrido pasas por los manglares donde ves los moluscos que se aferran a sus tallos y que sirven de sustento a muchas familias. Este es un trabajo que se ha dejado para las mujeres, en donde destrozaban sus manos al hacer la recolección hasta que una mujer francesa, sensibilizada ante este problema, decidió hacer donación de guantes resistentes que las protejan.

No tuve mucha suerte en mi visita ya que no había muchas aves. El avistamiento fue mucho mayor en la Lengua de la Barbarie, pero yo ya sabía que no era la mejor época del año para su visita. Con todo y eso, se me hizo muy corta de todo lo absorta que estaba contemplando las aves y disfrutando relajadamente del mecer de la barca. Esa hora se me pasó volando que cuando vi que volvíamos me quedé sorprendida pues mi sensación era de que acababa de llegar!

Delta del Saloum, Senegal

Para la próxima visita tengo previsto quedarme en una de las islas y estar allí un par de días haciendo diferentes recorridos. Eso sí, procuraré que sea de octubre a diciembre!

La mañana la había pasado visitando de nuevo la escuela y hablando con Latir, el profe que habla perfecto español, y la tarde con esta visita, que pensé que sería más larga, fue un día muy relajado y tranquilo.

Aquí os dejo unas fotos de mi paso por la escuela, donde compartí casi dos horas con estos simpáticos chicos y chicas que siempre me devolvían una sonrisa!

Niños en Faoye, escuela de Senegal

Después de la timidez inicial ante la cámara, les encantaba que les sacase fotos!

Niños en Faoye, escuela de Senegal

Con esta pequeña conecté de forma especial nada más llegar. Me encandiló!

Niños en Faoye, escuela de Senegal

Jugando a ser fotógrafos! fue muy divertido dejarles la cámara pequeña para que se sacasen fotos.

 

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Demuestra que eres humano ;) -

  • Reserva tu vuelo

  • Booking.com