Qué ver y visitar en Rumania en 8 días

Rumania, perteneciente a la Unión Europea desde enero de 2007, es un país de contrastes, de grandes maravillas y de grandes lugares abandonados, de altas y verdes montañas y de secas llanuras. Encuentras rincones increíbles en el sitio menos esperado, así como castillos totalmente abandonados, como lujosamente conservados.

Hay muchos lugares que ver y visitar en Rumania, pero si solo dispones de una semana de vacaciones, te recomiendo alquilar un coche y perderse por sus rincones. Si dispones de más tiempo, puedes viajar en transporte local sin problema. Sea como sea que decidas viajar, hay lugares que no te puedes perder en una visita a este amable país.

A continuación os dejo un listado de los lugares más destacados de Rumania, los imprescindibles durante tu viaje a este país tan variado en naturaleza y cultura.

1. Timisoara

Al oeste de Rumania está esta ciudad universitaria con muchísimas zonas verdes y calles muy amplias. Tiene los grandes contrastes que puedes descubrir en Rumanía en general: edificios impresionantes, iglesias, plazas, callejuelas, invadidas de nuevas construcciones… Vale la pena perderse por su calles e ir de plaza en plaza y de parque en parque. Tiene una bonita catedral ortodoxa, entre otras grandes construcciones.

2. Alba Iulia

Lo más destacado es la ciudadela que está en proceso de rehabilitación y que fue construida por los Habsburgo. Tiene dos catedrales, la cristiana y la ortodoxa; la muralla está muy bien conservada, pero supongo que se apreciará todo mejor cuando terminen las obras. Dentro de este recinto están:

  • La catedral de San Miguel.
  • El Palacio Episcopal.
  • El palacio que alberga la sede de la Biblioteca Batthyaneum.
  • La Catedral de la Reunificación (Catedrala Reîntegririi, ortodoxa).
  • La Sala de la Unión (Sala Unirii).

3. Sibiu

Para mí, la ciudad más bonita de las que visité en Rumanía. Llena de callejuelas, es una ciudad medieval con mucho encanto y muy bien conservada. Tiene los tejados característicos de la zona con pequeñas ventanas a las que lleman “los ojos de Sibiu”. Vale la pena perderse un par de días en esta ciudad. Los muros medievales protegen todavía el área histórica, las calles estrechas, pasajes y edificios de siglo XVII.

4. Sighisoara

La ciudadela (en la que hay que pagar para entrar y conservar el ticket para sailr…) es una fortaleza del siglo XIII dedicada en exclusivo al turismo. Pese a esto, es bastante bonita aunque es pequeña y en proceso de rehabilitación. Está declarada Patrimonio de la Humanidad y merece una visita de unas horas.

5. Monasterios de Bucovina (Sueceava)

Los monasterios son la principal atracción de Bucovina gracias a sus frescos en colores vivos de las murallas de las iglesias que muestras escenas bíblicas y otras escenas religiosas.

Hay muchos por toda la Moldavia rumana e impresionantes todos ellos. Algunos de ellos son: Voronet, Dragomirna, Humor, Vatra Moldovitei, Targu Neamt, Moldovita, Arbore y Sucevita. Creo que es una visita obligatoria en Rumanía. Los frescos son maravillosos.

6. Brasov

Esta pequeña ciudad medieval, con un casco viejo precioso y con ambiente muy juvenil, es la más visita en Rumania. En ella puedes encontrar monumentos que van desde el estilo Gótico al Barroco y Renacentista. Debido a su buena situación geográfica, suele ser usada como un punto de partida para diferentes excursiones culturales y deportivas.

7. Castillo de Drácula (Bran)

Situado a unos 30 km de Brasov está el castillo más famoso de Rumanía y, por supuesto, muy turístico. Es sobrio y respetuoso con la historia real. Recomiendo su visita a primera hora porque la afluencia de turistas es masiva. La verdad es que yo me esperaba algo más… grande? tétrico? y es, simplemente, un pequeño castillo. Aún así, supongo que si estás cerca, visitarlo siempre es una buena opción.

8. Fortaleza de Prejmer

Situado a unos 20 km al sur de Brasov se encuentra esta curiosa fortaleza  del siglo XIII, consistente en una iglesia evangélica rodeada de cerca de 400 habitáculos que hacían la función de refugio para las familias del pueblo en momentos de invasión. Una muy grata sorpresa y que recomiendo visitar.

9. Palacio de Peles (Sinaia)

Con una inspiración que recuerda al Imperio austro-húngaro, nos encontramos con este fabuloso y admirable castillo de principios del siglo XX. Ha sido la entrada más cara con diferencia pero es justificado ya que el estado de conservación es increíble. Hay 3 tipos de entrada, la básica, que es la planta baja (sobre 5 €), la del segundo piso (sobre 12 €) y la completa, que incluye el tercero (sobre18 €). Nosotros compramos la intermedia y nos quedamos con ganas de seguir. Para esto se necesitan unas 2 horas.

Al lado hay otro castillo más pequeño, que no visitamos, con una colección de arte decorativo.

10. Bucarest

Bucarest tiene fama de ser una ciudad fea y sin interés, y tal vez debido a las pocas expectativas que tenía, me resultó una agradable sorpresa el comprobar la cantidad de rincones fabulosos con los que nos fuimos topando. Es una ciudad en plena rehabilitación, por lo que dentro de pocos años será muy recomendable su visita.

Los lugares más destacados de Bucarest son: la Plaza de la Revolución, en la que se halla un monumento a los caídos en la revolución de 1989, el Museo de Arte, el Ateneo, el Museo Nacional de Historia, el bonito Parque Cismigiu y Piata Victorie, entre otros.

Más lugares de Rumania

Castillo de Slimnic

Fue construido en la Edad Media pero realmente solo hay la muralla exterior y poco más. En el año 1658 este castillo fue refugio de toda la población de Slimnic ante un ataque de los turcos. No es una parada imprescindible pero si estás de camino, se puede parar ya que se ve en 5 minutos, en el interior solo hay los restos de una torre.

Castillo de Hunyad en Hunedoara

En Huneadora puedes visitar el bonito Castillo de Hunyad, también conocido como Castillo de Corvin. Fue edificado entre los años 1307 y 1315 por mandata de Carlos I de Hungría. Aunque es bastante pequeño, tiene varias salas para visitar.

Fortaleza de Rasnov

Construido supuestamente entre 1211 y 1225 Rasnov fue una fortaleza que los caballeros teutónicos alemanes alzaron para defender Transilvania de los avances de turcos y tártaros. La Ciudadela muy mal conservada y con escasos paneles informativos que te ayuden a entender su historia…

Targu Mures

Uno de los mos mayores atractivos de esta ciudad es el Palacio de la Cultura y el Castillo de Targu Mures. Se suele usar como base para visitar Reghin, Turda y Jidvei.

Constanta

Lo más destacado de esta ciudad es el edificio del Casino (que está abandonado) y pasear por la orilla del Mar Negro.
El traslado en autobús al aeropuerto fue una odisea. Recomendamos coger un taxi.

Excursiones recomendadas

Más información

Itinerario por Rumanía

Marcar como favorito enlace permanente.

5 comentarios

  1. Recomiendo también la zona de los Maramures con sus iglesias de madera su ambiente rural y el cementerio de Sapanta

  2. Qué buenos recuerdos me ha traído leeros. Coincidimos en parte de la ruta, lo único que nosotros hicimos el viaje en trasporte público, casi siempre tren. Es un país que me sorprendió mucho y me quedé con ganas de seguir conociendo, de hecho nos saltamos Bucarest y lugares a los que sin coche es muy complicado llegar. 🙂

    • ¡Hola Aura! Al igual que a ti, a mi me sorprendió muchísimo también. Una gran variedad de lugares para visitar, patrimonio, naturaleza, cultura… en fin, que creo que Rumanía es el típico destino con mucho que ofrecer y que poca gente se anima a visitar.
      ¡Un gran abrazo!

  3. Pingback: Itinerario de 8 días en Rumania

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Demuestra que eres humano ;) -

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.